Shadow

6.700 viviendas no pueden ser entregadas en Estación Central porque la municipalidad no ha otorgado la recepción final

La mayoría son torres de alta densidad, pero también se encuentran vacíos edificios de menor tamaño.

Una nueva polémica ha surgido en torno a viviendas que no han podido ser entregados por la falta de la recepción final de la municipalidad de Estación Central.

El perjuicio para las inmobiliarias suma casi $ 95 mil millones en intereses para cubrir los créditos y ese perjuicio lo terminan pagando quienes compran esas unidades habitacionales. Ninguna autoridad ha establecido una mesa de trabajo para dar solución a miles de familias y personas que esperan por más de 18 meses habitar sus hogares.

La gran mayoría son torres de alta densidad, pero también hay edificios de menor tamaño, con buenos servicios, arquitectura de calidad y buena conectividad. Los proyectos suman más de 6.700 viviendas y ese total ayudaría a disminuir de forma significativa el déficit habitacional comunal en Estación Central.

La burocracia y dilación administrativa en Estación Central ha sido el mayor obstáculo para entregar la recepción final de obras y que cada inmobiliaria pueda gestionar le entrega a quienes ya firmaron la promesa de compra o mostrar las unidades a potenciales interesados.

Un gran costo económico

El director ejecutivo de las Asociación de Desarrolladores Inmobiliarios, Vicente Domínguez, sostiene que “resulta escandaloso para una sociedad que tiene un alto déficit habitacional que exista gran cantidad de departamentos que son demandados por la gente y no pueden ser ocupados”

Para las inmobiliarias afectadas el costo económico ha sido muy significativo, sumando casi $ 95 mil millones (US 100 millones) en intereses según un reporte de mercado inmobiliario de Colliers, pues al no poder vender los departamentos y quienes absorben ese costo son los usuarios finales, pagando más por las viviendas.

La Municipalidad de Estación Central no ha dado respuesta a las consultas y ninguna autoridad, ni la municipalidad ni en el Ministerio de Vivienda y Urbanismo han priorizado la conformación de una mesa de trabajo para dar solución a estas trabas burocráticas y permitir que miles de familias y personas puedan habitar las viviendas que, en algunos casos, llevan pagando por más de 18 meses sin poder hacer uso de ellas.

Compartir: