¿Cuáles son las regiones con mayor deserción escolar?

Image

En Chile, la deserción escolar ha sido un problema histórico que ha afectado principalmente a las regiones más pobres del país. El año pasado, y según cifras del Mineduc, 50.529 estudiantes dejaron el sistema escolar en 2022, cifra que representa un 1,7% de la matrícula del país, y que corresponde a un aumento del 24% respecto del 2019, previo a la pandemia de coronavirus.

No obstante, eso es a nivel nacional ¿cómo es la situación en regiones?

Hasta antes del Estallido Social y la pandemia, los niveles más altos de deserción escolar estaban en la región de Tarapacá (13,3%) y Antofagasta (13,4%). De acuerdo a La Tercera, fueron esas 2 regiones las que lideraban el ranking de jóvenes de entre 15 y 19 años que se retiraron del sistema educacional antes de concluir la educación media.

Este 2022, en tanto, el 94,1% de los desescolarizados, es decir 47.551 estudiantes del total, asistía a establecimientos educacionales en zonas urbanas, donde la mayor deserción se observó en la Región Metropolitana (48,7%), seguida de Valparaíso (9,6%) y el Biobío (5,8%).

Pero eso es el aumento entre un año y otro ¿qué pasa con el porcentaje total?

Según datos del Ministerio de Educación de Chile, las regiones con mayor deserción escolar son:

La Araucanía: Esta región ubicada en el sur de Chile tiene una tasa de deserción escolar del 8,4%, la más alta del país. La falta de recursos y la discriminación hacia las comunidades indígenas han sido factores que han contribuido a este problema.

Los Ríos: Esta región también ubicada en el sur de Chile tiene una tasa de deserción escolar del 7,2%, la segunda más alta del país. La pobreza y la falta de oportunidades laborales son algunos de los factores que han contribuido a este problema.

Atacama: Esta región ubicada en el norte de Chile tiene una tasa de deserción escolar del 6,3%. La falta de recursos y la migración hacia otras regiones en busca de trabajo son algunos de los factores que han contribuido a este problema.

Es importante señalar que la deserción escolar también es un problema en otras regiones de Chile, aunque en menor medida. Ante esta realidad, el ministro de Educación, Marco Antonio Ávila, señaló que “Tenemos una urgencia como país, que es traer de vuelta a todos los estudiantes que por distintas circunstancias están fuera del sistema o con bajos niveles de asistencia”, dijo la autoridad, quien agregó que “implementaremos para esto un plan que nos permita revertir esta situación, y lograr cerrar las brechas de aprendizaje que se ampliaron durante la pandemia”, según consignó Radio U. de Chile. ¿Tendrá resultados? Solo el tiempo lo dirá. 

Compartir: